Saltar al contenido

Los Galaxy S7 y Galaxy S7 Edge serán lanzados en febrero

18 enero, 2016

Cuando pensamos en el principal sistema operativo móvil del mundo, fijándonos solo en lo que tiene que ver con su popularidad, no queda ninguna duda que Android es el que marca el camino, presente en 8 de cada 10 dispositivos que se utilizan. En cualquier caso, entre todos los fabricantes que se sirven de Android, no tenemos dudas de que Samsung es el más popular, y por eso, sus nuevos buque insignia de este año 2016 generan una enorme expectativa para el público, así que vamos a repasar las últimas informaciones que han aparecido en torno a ellos, en este caso concretamente relacionadas tanto con el Galaxy S7 como con el Galaxy S7 Edge.

Samsung Galaxy S7 Edge

La familia Galaxy S7 aparecerá en febrero

Bien, como decíamos entonces, nos encontraremos concretamente con que los primeros terminales de la gama Galaxy S7, que podrían ser dos de mínima, y cuatro de máxima, serán presentados casi con total seguridad durante el próximo Mobile World Congresss de Barcelona, que tendrá sitio a finales de febrero en la Ciudad Condal, y que permitirá que también otros fabricantes famosos como Xiaomi o LG muestren algunos de los propios terminales que pasarán a competir con estos de Samsung.

Al respecto, hay que señalar que parece entonces que los dos primeros equipos de esta familia que aparecerán en escena serán el Galaxy S7 y el Galaxy S7 Edge, aunque no se descarta que con el correr del tiempo, si tienen éxito, luego aparezcan versiones Plus o “+” de ambos, o de al menos uno de ellos, aunque estas saldrían al mercado más tarde. Al momento de repasar sus características técnicas, todo parece más o menos confirmado hasta que nos metemos en lo relacionado con su potencia, pues algunos indican que estaríamos en presencia de un procesador Qualcomm Snapdragon 820, mientras que otras fuentes apuestan por el Exynos 8890 desarrollado por la misma Samsung, y hasta hay quienes consideran que podrían cohabitar ambas versiones, aunque a Europa en ese caso llegaría solo la segunda de ambas, más poderosa que la primera.

Por lo demás, todos los rumores coinciden en que en este paso del Galaxy S6 al Galaxy S7 no deberíamos esperar tantos cambios como los hubo del Galaxy S5 al Galaxy S6, y de hecho, hay amplia coincidencia en que las modificaciones a nivel estético serán mínimas, si tenemos en cuenta que el Galaxy S6 fue muy bien criticado al respecto. Por el contrario, todo hace indicar que las principales mejoras apostarán directamente a lo que tiene que ver con el rendimiento del terminal, por encima de cualquier otro factor.

Una de las principales cuestiones que tendremos que tener en cuenta en relación con el Galaxy S7, es que no estaría regresando solo la certificación IP, que nos permitirá quedarnos tranquilos cuando se moje gracias a su resistencia al agua y al polvo, sino que además el próximo buque insignia de la coreana recuperará la posibilidad de ampliar la capacidad de almacenamiento interno utilizando una memoria microSD, y se habla de un máximo de capacidad de esta forma, que ascendería hasta los 200 GB.